Astronomía en alta mar

Embárcate  /   /  By Comunicacion

Una travesía nocturna da para mucho, durante la temporada estival los magos y animadores deleitan a los viajeros a bordo de los ferries de Baleària. Si además, a estas actividades le sumas una sesión de astronomía en plena noche, en alta mar, el viaje se vuelve inolvidable.

Es conocida la orientación nocturna en base a las estrellas y el magnetismo terrestre que siguen los pájaros migratorios en sus rutas anuales. También el papel que el conocimiento del firmamento ha tenido en la historia de la navegación, así como la importancia de saber siempre donde está el norte para orientarnos. Aprovechando que las rutas de los ferries entre Barcelona y Baleares se hacen de noche, de la inherente oscuridad del cielo nocturno en el mar y de la ausencia de obstáculos que dificultaran la observación del horizonte, ¿qué mejor para difundir el conocimiento de toda esta realidad que una sesión nocturna de astronomía a bordo de los buques de Baleària? Esto es lo que hizo la asociación Pelagicus recientemente en el buque Bahama Mama de Baleària, en la ruta que une la ciudad condal con Ibiza.

Charla de astronomía en un ferry de Balèaria

Aprendiendo astronomía de una experta

Ariadna Gutiérrez, máster en Astrofísica, Física de Partículas y Cosmología por la Universidad de Barcelona, dirigió la charla que se desarrolló en la recepción del barco, después de la sesión de animación que hay a bordo durante los meses de verano. De hecho, fue el propio mago del barco el que introdujo a la experta, que habló de estrellas, planetas y constelaciones y ayudó a los asistentes a entender cómo hay que orientarse en el mar por la noche.

Observación de las estrellas en el ferry

Fueron muchos los pasajeros, que mostraron interés por la actividad. Ariadna les mostró la diferencia entre estrellas y planetas, qué tamaños y colores tienen las estrellas o que son las constelaciones. El hecho de poder ver el planeta Júpiter, visible cerca de la constelación del escorpión, con su estrella principal, la gigante roja Antares, o aprender a orientarse encontrando la estrella polar en relación con la conocida constelación de la osa mayor, llevó al público hacia la cubierta exterior desde donde se pudo contemplar el firmamento. Se trata de la primera actividad de este tipo a bordo de un buque de Baleària.

Artículos relacionados

Si hay una noticia que todos los que compartimos nuestra vida con una mascota estábamos esperando...

De Barcelona a Alcúdia y de vuelta a la península pasando por Menorca. También de Ciutadella al...

Navegar por el Estrecho es un espectáculo para los sentidos. Sonoro, por las olas del mar que...

Deja tu comentario