Viajar a València en ferry con tu furgoneta

Embárcate  /   /  By Comunicacion

Desde IbizaSpain, la guía online para conocer y visitar Ibiza, embarcamos rumbo a València con nuestra furgoneta a bordo del buque Nápoles de Baleària.

Embarque con vehículo

Llegamos al Puerto de Marina Botafoch en donde los que embarcamos con vehículo esperamos en una zona especial junto al Faro de Botafoch. Cualquier viaje que comienza así, solo puede continuar mejor. 

Los operarios acomodan previamente en el parking a los vehículos por tipo: turismos por un lado y furgonetas o caravanas por el otro. De este modo, la acomodación de los vehículos en bodega les resulta más rápido y facilita tanto el embarque como el desembarque. Llegada la hora, a las 13:30 h aproximadamente, nos dirigieron hacia la bodega del ‘Nápoles’, en la que pueden embarcar más de 480 vehículos. 

Muelle de embarque en Ibiza.

Enseguida pudimos notar que somos varios los que optamos por viajar a València en furgoneta (y en moto). Y es que poder desplazarte desde Ibiza a la Península con tu propio vehículo es un verdadero placer que no te da el avión y que compensa las horas que pasas a bordo. 

En ferry, son muchos los que optan por viajar con su propio vehículo.

Dejamos la furgoneta para subir a recepción y recoger nuestro acceso al camarote. Este buque dispone de camarotes con capacidad de hasta 4 personas, equipados con baño completo, aire acondicionado y armarios.  

Nuestro camarote nos regaló unas vistas privilegiadas durante toda la travesía, pero especialmente antes de zarpar. Fue descubrir la cortina y adorar las vistas. Como si de un cuadro se tratara, la imagen de Dalt Vila aparecía perfectamente encuadrada en nuestra ventanita al mar.  

Durante el trayecto puedes salir a tomar el aire a la cubierta exterior.

Si hay algo que siempre destacamos en nuestros viajes con Baleària, además de los servicios, es la calidad humana del personal. Desde las chicas en ventanilla, pasando por el personal de bodega hasta la tripulación, y en especial Jairo, al que encontramos en los trayectos IBZ – VLC o VLC – IBZ con frecuencia y que, esta vez, no solo nos dio la bienvenida, sino que también nos invitó a conocer el puente de mando. 

Visita al puente de mando

¡Fue toda una experiencia! Desde allí pudimos ver cómo, en esa gran sala, el Capitán y los oficiales coordinaban todas las tareas. Emilio Portela, jefe de Máquinas, nos comentó acerca de los nuevos buques que Baleària está reflotando y modernizando para ampliar la flota y afianzarse como líderes del sector, con buques más sostenibles que navegan con menos emisiones y contribuir de esa manera a la lucha contra el cambio climático. 

Vista desde el puente de mando del ‘ferry Nápoles’.

Comer en el restaurante

Al salir de nuestra visita al puente de mando, fuimos directos a la zona del restaurante. Era la hora de la comida. Disfrutamos mucho comiendo a bordo, porque a diferencia de lo que suele suceder con la comida que sirven en los aviones, aquí la comida es deliciosa, fresca y con mucha variedad de platos, postres y frutas para elegir. Puedes optar por el menú completo o medio menú.

Con la barriguita llena y el corazón contento volvimos al camarote para descansar el par de horas que quedaban. La travesía, que dura en total unas cinco horas, se pasa cómodamente mientras ves una película o te conectas a Internet y prácticamente ni lo notas.

En resumen: viajar a València en ferry con Baleària y con furgoneta es un sí rotundo a pesar de las horas que pasas a bordo porque:  

* Viajas cómodo y seguro 

* Los servicios a bordo y el personal hacen que la experiencia sea más amena 

* El restaurante te ofrece opciones de comida deliciosa y a buen precio 

* Si viajas durante el día disfrutarás de las vistas durante todo el trayecto 

* Hay entretenimiento en la TV y WIFI a bordo 

Naty Álvarez | IbizaSpain.es

Artículos relacionados

¿Todavía no conoces el Eleanor Roosevelt? ¿Quieres saber más sobre el fast ferry más sostenible...

La familia de Camper Van Bruno se embarca en el ferry Marie Curie de Baleària y Fred Olsen a...

Las Baleares son un paraíso que cada año acogen una variedad de público tan amplia y diversa...

Deja tu comentario