Guía para recorrer Marruecos en moto

Elige destino  /   /  By Comunicacion

No existe una opinión generalizada sobre cuánto es el tiempo mínimo que necesitamos para disfrutar de un viaje en moto, para algunos deberían ser meses o años mientras para otros todo viaje que supere la semana empieza a ser demasiado cansado. Para nosotros, creemos que 2 semanas es un espacio de tiempo perfecto para salir a conocer un nuevo país sobre las dos ruedas. 

La lista de países que en tan corto espacio de tiempo ofrezca un variado repertorio de atractivos para los viajeros no es muy amplia, pero si quieres apostar sobre seguro nosotros te recomendamos Marruecos. En un mismo día rodando a través de este país puedes pasar de las dunas del Sahara a las rutas heladas y sinuosas del Atlas, o de las excitantes olas del océano Atlántico a las aguas calmadas y cálidas del Mar Mediterráneo. Estos son algunos de los motivos que han convertido en los últimos años a Marruecos como uno de los destinos favoritos para los motociclistas, sobre todo a los europeos por su cercanía, pues tan solo los 14 kilómetros del Estrecho de Gibraltar separan al viejo mundo de África.  

Alquilar una moto 

Si ves que el coste de llevar tu propia moto hasta Marruecos es demasiado caro siempre tienes la opción del alquiler, para ello nuestra recomendación es hacerlo en España donde hay una gran oferta. Solo necesitarás tu pasaporte, la licencia de conducir internacional y la de tu país. 

Cómo llegar a Marruecos desde España 

Una de las puertas de entrada más usada para llegar a Marruecos es desde España por su cercanía. Hay varios puertos desde los que puedes embarcarte como Málaga, Motril o Almería aunque los más comunes son Tarifa y Algeciras. Nosotros te recomendamos hacerlo desde este último con la compañía Baleària, una de las más reputadas del país con muy buena relación calidad-precio. El viaje dura 1 hora y 20 minutos y en el mismo barco puedes sellar en tu pasaporte la entrada a Marruecos, y no tienes que perder tiempo en largas colas fronterizas. 

Documentación necesaria 

Los documentos que necesitarás para cruzar a Marruecos serán tu pasaporte y el visado (en caso de que se requiera), licencia de conducir, la tarjeta verde que te da la compañía de seguros, documentos de la motocicleta (ficha técnica y permiso de circulación) y rellenar un formulario que ofrecerán los agentes fronterizos. 

Ruta recomendada de dos semanas  

Día 1 Chefchaouen: la ciudad azul y las montañas del Rift. 

Día 2 Volubilis – Meknes: ciudad romana y una de las Medinas más bellas del país 

Día 3 Fes: curtidurías, uno de los trabajos más duros. 

Día 4 Er Rachidia: ruta escénica por el valle de Errachidia 

Día 5 Erfoud / Risani: paisaje marciano elegido escenario en muchas ocasiones por Hollywood. 

Día 6 Merzouga: dunas de Erg Chebbi 

Día 7 Tinghir: Todra Gorges y grades artesanos de las famosas alfombras marroquíes 

Día 8 Dades Gorges: una ruta muy especial para viajar en moto. 

Día 9 Ait Ben Hadou:  Sin duda la kasbah (ciudades fortificadas beréberes) más impresionante del país. 

Día 10 Imlil: las montañas del Atlas, nos olvides llegar hasta el puerto de Tizi n’Tichka 

Día 11 Marrakech: explosión de vida en el mercado y su gran plaza durante las 24 horas. 

Día 12 Essaouira: lugar perfecto para descansar cerca del mar después de la dureza del desierto. 

Día 13 Casablanca: centro económico y ciudad más cosmopolita del país. 

Día 14 Asilah: pequeña ciudad junto al mar con mucho arte callejero. 

Gasolina  

El combustible es más económico que en Europa, el litro cuesta menos de 1€. Es preferible poner gasolina en cadenas de confianza como Shell o Total. La poca calidad de las estaciones de servicio sin licencia puede acabar dañando el motor.  

Es importante que lleves siempre efectivo porque en las gasolineras que no están en la ciudad, en ocasiones no aceptan tarjetas de crédito. Además, recuerda llenar el tanque siempre que tengas oportunidad y más si vas a recorrer largas etapas.  

Dónde aparcar en las medinas 

Seguramente querrás incluir en tu viaje la visita a algunas de las más famosas medinas de Marruecos como Meknes, Marrakech o Fes, pero ¿dónde a aparcar la moto? 

Los alojamientos dentro de la Medina son toda una experiencia, normalmente son “riads” (en árabe significa jardín o edén) que se componen de un patio en el centro del edificio y habitaciones a los lados distribuidas en dos o tres plantas normalmente. Es una edificación que conserva muy bien la temperatura, los hay con piscina o fuentes, pero nunca con aparcamientos y muchas veces ni una carretera por la que puedas llegar.  

Pero siempre encontrarás una vez atravieses las puertas de entrada de estas medinas grandes extensiones abiertas donde puedes aparcar por unos 2 o 3 dólares la noche. Son zonas con vigilantes y cámaras operativas las 24 horas, realmente seguros así que puedes dejar incluso las maletas de tu moto sin tener que preocuparte. 

Controles de policía 

Tan pronto empieces a viajar por Marruecos te darás cuenta de que los controles policiales en la ruta son muy abundantes. Están siempre a las entradas y salidas de las ciudades, aunque los que te llamarán la atención son los que se encuentran en mitad de ninguna parte, allí es donde aparecen los policías corruptos.  

Notarás como se forma una larga cola de coches que avanzan poco a poco, siempre después de que el conductor saque su brazo por la ventana para hacer un pequeño regalo al policía.  

Sin embargo, a los motoristas con matrícula extranjera no suelen pararlos, directamente te ignorarán o te dirán que pases sin más. Parece que el motivo es que ellos saben cómo muchos motoristas llevan pequeñas cámaras pegadas a sus cascos o en alguna parte de la moto con las que graban sus viajes, así que ya no toman riesgos y tú puedes viajar sin problemas.  

Precios 

Por 1 $ conseguirás casi 10 dirhams 

1 litro de gasolina: 11 dirhams 

Una noche de hotel: a partir de 100 dirham por persona  

Tajín para una persona (menú típico marroquí): a partir de unos 35 dirhams 

Lata de cerveza: 30 dirhams 

* Es un país musulmán por lo que su gente no suele consumir alcohol. No encontrarás alcohol en tiendas o supermercados. Al ser un país muy turístico podrás encontrarlo en hoteles de una forma u otra puedes acabar el día con una cerveza fría en las manos, pero el precio puede que sea un poco más caro de lo que tu acostumbras a pagar.

Otros consejos 

  • Bebe mucha agua, mantente hidratado para evitar problemas con las altas temperaturas. 
  • No preguntes a nadie donde hay un buen lugar para comprar un recuerdo de este país como una alfombra o una lámpara de metal. Si haces esto te llevarán hasta una tienda donde el precio se encarecerá automáticamente un 30 o 40% como mínimo, la comisión de esa persona a la que preguntaste. Dirígete siempre solo a las tiendas a preguntar por precios, y después regatea un poco. 
  • Cuidado conduciendo por las rutas más transitadas. Los marroquíes no respetan demasiado las distancias de seguridad en los adelantamientos.

Around Gaia | Blog de viaje

Artículos relacionados

Mallorca brinda a sus visitantes exquisitas opciones, fuertemente arraigadas a su historia y que...

Ceuta cuenta con una historia milenaria. Su situación geográfica, privilegiada y estratégica, la...

Menorca se prepara para vivir su quincena más gastronómica con una nueva edición de la Muestra de...

Deja tu comentario