Playas familiares en las Baleares

Elige destino  /   /  By Comunicacion

Aguas turquesas, arenas blancas, servicios y fácil acceso. No necesitamos más para disfrutar de una mañana de playa en compañía de toda la familia.

Toallas, neveras, palas, cubos, sombrillas… Ir a la playa con la familia es un viaje sin maletas. Sin embargo, allí solo necesitaremos sol, agua y arena. En Baleares no cuesta elegir: hay paraísos accesibles.

Empezamos nuestro recorrido en Mallorca, en el recién constituido Parque Natural d’Es Trenc-Salobrar. Solo sus emblemáticos búnkers (levantados por miedo a una invasión marítima en la Segunda Guerra Mundial que nunca se produjo), rompen un paisaje de mar y sabinas que dos ojos no se acaban. Los versos de Costa i Llobera, grafiteados en esas paredes, serán nuestros titulares. ‘Un aquí troba la llum més clara’, por ejemplo.

En la playa solo necesitaremos sol, agua y arena

Si tu destino es Eivissa llévate a la familia a Cala Martina. Pero no lo cuentes mucho. Esta pequeña playa del norte de la isla es relativamente desconocida: es de fácil acceso, dispone de servicios y allí pequeños y grandes pueden refrescarse y disfrutar de deportes acuáticos, como el kitesurf, muy popular en la zona.

La frontera sur de Baleares la marca Es Migjorn, la playa más larga de Formentera y también una de las menos pobladas. Allí todos encuentran su lugar: los que quieren disfrutar de servicios como chiringuitos, hamacas y sombrillas, por un lado; y los que quieren disfrutar del paraje más natural, por otro.

Y acabamos nuestro viaje en la playa de Es Grau, en Menorca, la mayor del Parque Natural de S’Albufera. Sus aguas poco profundas, sin apenas oleaje y en ambiente salvaje hacen que sea una de las preferidas por todas las familias. Tiene un parking cerca y bus desde Maó, para que la procesión de sombrillas y bolsas sea un martirio breve.

En las playas de Baleares no cuesta elegir: hay paraísos accesibles

Olivia Navarro |  Periodista

Artículos relacionados

Poder disfrutar de los fondos marinos de Es Caló de Sant Agustí, siempre radiantes y cargados de...

Para vivir las fiestas de Sant Joan “com toca”, es decir, de “pe a pa” y en primera persona, hay...

Marruecos era un destino que llevaba tiempo rondándonos por la cabeza, lo que hizo que, cuando...

Deja tu comentario