La riba del puerto de Ciutadella: un paseo por su historia y patrimonio

Por Joan Carles Palos Nadal


puertoCiutadella

El puerto de Ciutadella se sitúa en el extremo de poniente de la isla de Menorca. Considerado desde la Edad Media como uno de los más bellos y emblemáticos del Mediterráneo, su entorno atesora un patrimonio histórico de gran importancia.


Su tráfico intenso de pasajeros y mercancías obligó en el 2011 a la construcción de un nuevo dique en Son Blanc, a las afueras del puerto, más grande y seguro. El puerto de Ciutadella es conocido también por el fenómeno de las rissagues o mareas del Pino, oscilaciones extraordinarias del mar por causas atmosféricas que pueden alcanzar o superar los dos metros de altura.
 

Castillo de Sant Nicolau

Este puede ser el inicio de un agradable y sencillo paseo que nos permita conectar con la historia y patrimonio de Ciutadella, capital de Menorca hasta el siglo XVIII, y su puerto. Una caminata tranquila que nos puede llevar menos de una hora.


El Castillo de Sant Nicolau está estratégicamente situado en la boca del puerto de Ciutadella. Esta torre de defensa costera fue construida por orden de los españoles, a finales del siglo XVIII, debido a los numerosos ataques por mar que en tiempos pasados sufría la isla. Tiene forma de pirámide truncada, con planta octogonal y está construida en marés (piedra extraída de las canteras de la isla). Un foso protege todo su perímetro y destaca por la belleza de las esculturas barrocas que adornan su fachada.

 

Muralla renacentista y edificio del Ayuntamiento desde el puerto de Ciutadella
 

Des de aquí, por el paseo de Sant Nicolau, nos dirigimos a la plaza del Born. Las fiestas de Sant Joan de Ciutadella concentran sobre su esplanada la mayoría de los actos que tienen relación con los caballos, como los populares caragols, donde los jinetes los hacen brincar al ritmo de la música, jaleados por el público.
 

Plaça des Born

El centro de la plaza está presidido por un obelisco que recuerda l’any de la desgràcia, cuando en 1558 la ciudad fue invadida, saqueada y prácticamente destruida por la armada turca. El monumento fue erigido en 1858 para conmemorar los 300 años de este trágico suceso.


Este emblemático rincón de la ciudad está rodeado por diversos palacios y edificios importantes del centro histórico de Ciutadella. De todos ellos cabe destacar dos, Torre Saura y Can Vivó Salort, ubicados uno frente al otro a la entrada del carrer Major des Born que conduce a la catedral gótica de Menorca.


Des de la plaza del Born bajamos al puerto por cualquiera de las callejuelas que conectan la parte alta de la ciudad con el mar. Un puente nos permite cambiar de orilla y disfrutar de una nueva perspectiva. El camino de Sa Farola nos aleja del ajetreo de la urbe y nos invita a respirar un ambiente más marinero, de pequeñas calas con sus tradicionales embarcaderos y embarcaciones de pesca.
 

Sa Farola

El faro del puerto de Ciutadella, conocido como sa Farola, entró en servicio en 1863. Ubicado a 21 metros sobre el nivel del mar, desde sus acantilados se obtiene una perspectiva bella y conmovedora del entorno.


A su lado encontramos la capilla de Nuestra Señora de la Asunción, de 1950, levantada para que las familias residentes en aquella zona, pudieran acudir a misa. Desde principios del siglo XX, sa Farola se había convertido en una de las primeras zonas de veraneo de Menorca.

 

Faro del puerto de Ciutadella, sa Farola

Sigue leyendo más blogs sobre

Lleida desde el aire
Marta Isern: «Hemos crecido porque formamos un buen equipo»

Tu aventura en las Islas comienza con Baleària

¡Descarga tu guía!

LOGO_TRAVELGUAU_WEB
Josep Vicent Mascarell: «De Baleària se es; en el negocio se está»
Marisa Llopis: «Me sigo emocionando al recordar la llegada del 'Federico García Lorca'»
Mayte Saucedo: «Nos gusta que el cliente sienta la calidad humana y que es importante para nosotros»